jueves, 27 de marzo de 2014

Concurso de relatos Darkstone: Relatos 3 y 4

Buenos días amig@s,



Continuamos el seguimiento del concurso de relatos del foro Darkstone Crowdfundings, esta vez con dos nuevos relatos que nos llegaron. Que los disfruteis.

Boldo dixit.


RELATO TERCERO



PLANETA MALDITO.


Contemplando el paisaje que nos rodea, en un momento de parada en el camino, en un planeta maldito e inexplorado.

Sorprende cualquier ecosistema del espacio, que es radicalmente diferente unos a otros, este planeta en particular, tiene un cielo violáceo donde giran tres lunas, con terreno de color anaranjado, en lugares donde crece la vegetación, se observa verdes imponentes de muchas tonalidades, hasta llegar al amarillo, creando contrastes fuertes, donde aquí, se camufla todo tipo de ser vivo.

Hace días que aterrizamos, en un planeta que yo le llamo maldito a ser desconocido, pero es un punto de encuentro muy estratégico para la conquista del universo…

Soy brigada, unidad ligera de infantería de Unión Terra, una facción ambiciosa, con gobernantes muy poderosos y corruptos, por eso estamos aquí, nuestra situación es complicada, ya que un fallo de calculo y comunicación nos han aislado del centro de batalla, fuera de nuestras tropas, de nuestros superiores... y avanzamos sin saber a donde ir o que podemos encontrarnos en el camino.

¨Los aislados¨, una patrulla con un número muy reducido, a ver como salimos de aquí, todos del mismo rango, acostumbrados a ser subordinados y a recibir órdenes, cooperación en nuestra facción.Nos valemos de nuestra experiencia y supervivencia en la batalla, proyectar la precaución sobre el terreno donde existen otras facciones enemigas y la amenaza Ascaryan, la gran plaga, organismos alienígenas muy complejos, expandiéndose por todo el universo.

Existe en este lugar una gran presión atmosférica, por ello no dudo, que abunden muchas criaturas Ascaryan de enorme tamaño, desde aquí se divisa no muy lejos un banco de medusas, lamparas flotantes, que adornan los cielos y se desplazan de una forma extraña, rápidas y serenas, pero son minas venenosas, por eso, la forma extraña de moverse, es su camuflaje, para quien no las conocen.
Su tamaño alcanza los 10 metros, fácil para tomar contacto con sus tentáculos y hacer desaparecer  cualquier guerrero histórico.
No podemos sobre volar el espacio aéreo, de este lugar en este momento, debido a las medusas u otras plagas, la estrategia a seguir es la infantería y carros de combate.

El Mayor esta estacionado a las afueras de la atmósfera del planeta, en una nave Imperial de grandes dimensiones, desde ahí se dirige las operaciones y maniobras militares, rodeado con escoltas, que son naves más pequeñas y rápidas, es difícil dar en su blanco.

Las facciones Industria Heimdall y Hermandad Centauri han desplegado sus tropas hasta este lugar, es evidente, este punto de control crea ansiedad de conquista y aprovechar los recursos existentes.

Caminando, con nuestros Arkanos recargado y preparado para cualquier intruso, el terreno cada vez es más rocoso, se camina muy lento, observamos a un cazador de los nuestro a lo lejos, de repente damos paso ligero y lo encontramos abatido en el suelo, con su vehículo squad dejando el rastro de humo, sería de una gran explosión.Es una baja, que seguramente exploraba el terreno en nuestra búsqueda, nada, no se puede hacer nada, recoger todo lo que podemos aprovechar de la víctima, su radio de comunicación nos ayudaría, pero no emite señal, nos dirigimos a ciega, con miedo, de poder estar cerca de la línea enemiga.

Avanzando, dejando atrás terreno rocoso y acantilados, nos adentramos en la vegetación, zona que nos permite escondernos de naves que nos detecten o nos persigan, no es campo abierto, pero también es un terreno que tiene sus peligros, aquí existe todo tipo de microorganismos, seres alienígenas y el enemigo “hombre” que se van mimetizando con el forraje.
Atrás de nuestra filas Utum brigada muy conocido por nosotros, se queda rezagado a unos metros de la pequeña tropa,  empieza a chillar, corremos todos en su búsqueda y cuando llegamos, nos encontramos que esta siendo devorado, uno de los más temibles Ascaryan, “El Enajenador”, automáticamente, como si de un videojuego se tratara, empezamos todos a disparas con nuestros Arkanos, haciendo erosionar en trozos, el físico del organismo alien, de Utum no quedo nada, solo rastro de sangre.
El Enajenador abunda en zona de mucha vegetación, ya que su forma es similar al de una planta enorme, con una habilidad de onda psiónicas, éstas ondas tendrán el poder de causar un efecto de parálisis físico-mental al impactar, la cual dura un tiempo corto pero preciso para devorar a su víctima.

Seguimos con nuestra desdicha de estar desamparados, aislado de nuestro potente ejercito, esto hace perder fuerza, peligro tras peligro, saltar obstáculos, con el fin de encontrarnos con nuestra facción.

A lo lejos divisamos grandes conos de humos, apartado de esta selva, donde hojas, árboles y criaturas son de aspecto gigantesco, observas hacia arriba y todo está cubierto de vegetación sin apenas apreciar un trozo de cielo, tengo que imaginar que en el poco horizonte que se puede ver desde aquí, cortinas de humos negras que sobresalen como el coloso más grande del universo, mi sospecha no va mal encaminada, pertenecen a la batalla. 
Hacía allí nos dirigimos, con más animo, mirando donde pisamos y observando nuestro entorno.
Aproximándonos al campo de batalla, parece todo más claro, aunque cada vez nos acercamos a nuestro ejercito, nos encontramos rodeado de humo negro, una niebla espesa y envolvente, las luces de láser y brillo de armaduras te orienta del peligro.
En este lugar se apuran todo tipo de habilidades y máquinas, van cayendo naves derrotadas desde los cielos de cualquier parte.
El terreno donde pisamos es de chatarra o hierro fundido, desprendiendo un calor tan insoportable como estar al lado del sol, la mayoría de víctimas, son seres cibernéticos, estos pertenecen a la facción Industria Heimdall, le habrá cogido por sorpresa y se están fundiendo con los otros materiales, formando el suelo del campo de batalla.
Cae muy cerca una gran nave de nuestra tripulación, la explosión es dolorosa y no deja de sonar, de repente escucho gritar a uno de mis compañero brigada, Hoplitas!, Hoplitas!, abrimos fuego y empezamos a esquivar lanzas láser, arma muy poderosa que pertenecen a la Hermandad Centauri, por suerte logramos esquivar sus lanzas láser y penetrar en sus escudos y armaduras, abriendo
paso hasta llegar a superarlos.
Nos unimos a los nuestros sin apenas poder expresar o saludar, seguimos en la batalla, luces multicolores se cruzan entre sí, la nube o humo negro las resaltan más, aparte de la luminosidad que proyectan, de repente detrás de la hermandad Centauri se escucha un grito estruendo, empieza a levantarse la tierra, trozos de suelo con hierro saltan y vuelven a caer, abatiendo una gran cantidad de tropas Centauri, salen de bajo tierra, las Escalopendras otro organismo perteneciente de los Azcaryan, de todos los tamaños, de cinco metros a doce metros, con mandíbulas que van devorando, todo lo que coge a su paso.
Por suerte mientras devoran y exterminan a los Centauris, nosotros nos encargamos de destruirlas a ellas, nos equipamos con batteloide, armadura que nos da protección y velocidad, necesitamos un optimo blindaje para luchar, las escalopendras son organismos acorazados, nuestras naves se arriesgan a rodearlas y con velocidad a esquivarlas, las escalopendras tienen doble trabajo, y cada vez quedan menos...

Está todo reducido a muerte, el campo de batalla es nuestro, somos los supervivientes, no así, siguen los ruidos mezclados de lamentos de heridos con gritos de victoria.
Hemos conquistado un planeta que en su espacio geográfico, es un punto de conexión para la conquista del universo, este planeta es un punto tan importante, que siempre estará sometido a las batallas espaciales, realmente no pertenece ni a nosotros, ni a nadie.

                                                                        -Fin-


RELATO CUARTO



LOS SIERVOS DELTSUNAMI

En algún lugar en unas instalaciones secretas de última generación de la Corporación Mayishima United, un leve zumbido en el multidispositivo de poligrafeno, alerto al director de contrainteligencia de I+D de la corporación, el e-mail que llevaba meses esperando por fin había llegado.
Con un pequeño toque el multidispositivo en forma de reloj, este se desenrosco de la muñeca, se volvió transparente, y transformándose adquirió forma rectangular del tamaño de una cuartilla. Un suave clic sobre el icono parpadeante, y el correo apareció en la pantalla al instante mientras el director se recostaba en su silla para leer.

Señor Lee Xian, siento no haber escrito antes, pero hacerlo era extremadamente peligroso, de hecho si le escribo ahora es porque seguramente cuando lea esto, Samuel ya no será más que historia.
Con el fin de descubrir información sobre Corporación Takamori, una pequeña corporación poco conocida y extremadamente reservada, así como para dar veracidad a las sospechas que teníais acerca de que varios de los miembros del M641 se refugiaron en esta compañía, y que también fue esta corporación quien difundió los rumores de que Mors en realidad trabajaba para vosotros ya antes de que Zevo muriese, me infiltre en Corporación Takamori como agente de seguridad según acordamos, y aunque fue difícil,  poco a poco fui descubriendo como funciona esta corporación.
Como ya sabe Corporación Takamyori asienta sus raíces en Noguchi Solutions, no en vano fue un exmiembro quién la creo tras desvincularse de Noguchi Solutions al estar en desacuerdo con el rumbo caótico que había tomado esta mega corporación.
Pues bien, según he podido descubrir, Corporación Takamori tiene una estructura increíble, y sus tentáculos llegan mucho mas allá de lo que nunca hubiéramos podido imaginar, alcanzan gran cantidad de estamentos, corporaciones, sistemas, y sociedades, incluso llegan a lugares desconocidos para el resto de la humanidad. Creo que no me equivoco si digo que en realidad puede ser una de las mayores corporaciones de todas y sin duda de las más poderosas.
Entrar en su circulo es casi imposible, sus medidas de seguridad son exhaustivas, y su desconfianza y control sobre los extraños absoluta, pero una vez que eres aceptado como un miembro de pleno derecho de Corporación Takamori, todas las barreras desaparecen, no hay secretos, eres uno mas, una parte de un todo, y la sensación de seguridad e integración que te embarga es absolutamente embriagadora. La confianza de unos en otros es ciega, y la traición y la mentira son impensables y se pagan no solo con la muerte, sino con la muerte de todos tus allegados conocidos y amigos, por lo que sin duda usted se encuentra en grave peligro, y este e-mail es una condena de muerte para todo el que lo lea.
Todas las sospechas que teníamos sobre la corporación, Mors y el resto de supervivientes del M641 eran ciertas, pero no son más que la punta del iceberg.
Como pensábamos en Corporación Takamori saben la verdad, saben que Zevo fue traicionado y asesinado por su mano derecha Mors, y lo saben porque efectivamente un puñado de miembros de M641 entre los que se encontraba el propio hijo de Zevo se refugió en esta joven corporación.
Resulta que la corporación ya estaba realizando sus propios y osados proyectos de colonización de otros sistemas en secreto antes del asesinato de Zevo, concretamente se fijaron en el sistema Epsilon Eridani y la corporación aprovechó para mandar a estos miembros del M641 capitaneados por el hijo de Zevo a Epsilon Eridani junto con unos cuantos miembros de la corporación, como exploradores y colonos, de esta manera nadie podría dar con ellos. ¿Dónde podrían estar más seguros que en un sistema desconocido para el resto de la humanidad?
Su plan tuvo éxito, no solo lograron conquistar un nuevo sistema, sino que además mantuvieron oculto al hijo de Zevo.
Corporación Takamori ya había estudiado el sistema, y los nuevos colonos se establecieron en el segundo planeta de Epsilon Eridani, un planeta muy similar a Terra, formado por grandes océanos y plagado de gran variedad de archipiélagos.
Poco tiempo después de llegar al planeta, y mucho antes del Gran Genocidio, los colonos hicieron contacto con una raza alienígena local que resultaría ser una Casa, La Casa Tsunami.
La filosofía de vida de la Casa Tsunami es muy parecida a la de Corporación Takamori, ambas son extremadamente reservadas y desconfiadas con los extraños,  y ambas prefieren observar y recopilar datos antes de actuar. Igualmente ambas prefieren quedarse entre bambalinas y parecen estar obsesionadas con el orden y las tradiciones, y las dos prefieren mantenerse apartadas de los demás, pero son implacables una vez que han tomado un curso de acción.
La Casa Tsunami estuvo observando a los colonos mucho tiempo y finalmente, seguramente debido a estas similitudes, estableció contacto con los colonos. Las conversaciones fueron aumentando y las relaciones estrechándose y cuando la Casa Tsunami estuvo segura de poder confiar en la corporación, acabo “apadrinando” a Corporación Takamori.
Las estrechas relaciones con una raza alienígena mucho más avanzada tecnológicamente supuso un considerable desarrollo para la corporación, y aunque esta casa es muy tradicionalista, para poder tener un contacto mas directo con  la dirección de Corporación Takamori y poder controlarla mejor, colaboro para que la corporación pudiera crear su propia puerta de salto a Epsilon Eridani y gracias a nuevas tecnologías alienígenas esta puerta de salto ha sido mantenida oculta aun a día hoy al resto de la humanidad.
Por su parte, el hijo de Zevo, gracias a quien las relaciones con la Casa Tsunami fueron tan provechosas, creo una unidad dentro de la corporación denominada ZH en honor a su padre, unidad que ha ido cobrando un gran prestigio y relevancia dentro de la corporación, asta convertirse en un pilar de la misma. Aquí puede ver una imagen de las distintas insignias: La Primera es la de Corporación Takamori, la segunda es la de ZH, la tercera la de Casa Tsunami y la ultima de la unidad asumida la relación con la casa.
Con el tiempo ZH se dividió a su vez en dos vertientes, la División Blanca y la división Negra. La División Blanca está compuesta por grandes científicos que con el tiempo se han ido especializando en muchas otros áreas además de en los Ascaryan, estas áreas son denominadas Secciones, y la sección más grande y más importante es la Sección Ascaryan. La división Negra son unidades encubiertas, generalmente unipersonales, dedicadas tanto a la defensa, como a la recopilación de datos para la División Blanca.
Por desgracia no puedo contarle más, solo me queda decir… hasta nunca.


Tras releer un par de veces más el correo, el Director de CI-I+D se quitó las gafas, y dejándolas sobre la mesa cerro los ojos y se froto el puente de la nariz con los dedos corazón y anular de su mano izquierda. Ya nadie usaba gafas, pero a él le gustaba el aire de inteligencia y sabiduría que le imprimían. Al mismo tiempo, sin dejar de frotarse la nariz con gesto pensativo, su mano derecha se deslizo sigilosamente bajo el escritorio alcanzando y activando el sensor de la alarma silenciosa, para acto seguido tocar el dispositivo que le daba acceso a un compartimiento secreto donde escondía una pequeña pero potente pistola láser. El corazón le dio un vuelco, le latía tan fuerte que estaba seguro de que podía oírsele a varios metros, la pistola no estaba donde debería, había desaparecido.
¿Buscas esto? ― La voz provenía de la esquina en la que había percibido un pequeño movimiento entre las sombras. El corazón retumbaba desaforadamente dentro de su pecho.
¡Esa voz! ¿Eres tu Samuel?
Alguien avanzó desde las sombras y lo primero que surgió de ellas fue el tenue destello de la pistola láser activada. Al ver al cambiado pero familiar rostro de Samuel, Xian se relajó, pero este relax apenas duro un instante.
¿Qué es esto? ¿Qué significan ese traje y esa insignia que llevas en el pecho? ― La voz le salió mucho más aguda de lo que le hubiera gustado.
Creo que lo sabes perfectamente ― El tono frio, monocorde, y sin sentimiento lo hacían realmente aterrador.
¿Eres…eres uno de ellos? ― No hubo respuesta alguna. Xian trago saliva para intentar deshacer el nudo que se le había formado en la garganta.
Te has convertido en uno de ellos, y has venido hasta aquí para borrar el rastro. ― Afirmo con tono serio después de recobrar levemente la compostura.
Siempre me ha sorprendido tu capacidad para señalar lo evidente.
Yo te contrete ― dijo Xian golpeando con el dedo índice la mesa de madera de caoba. ― Yo te envié para infiltrarte. ― Un nuevo golpe a la mesa con el dedo. ― Yo cree tu tapadera. ― Otro golpe más. ― Te pague generosamente por anticipado. ― Al decir esto se levantó de la silla bruscamente y esta cayó al suelo estrepitosamente. ― ¿Y ahora me traicionas? ― El tono de voz fue aumentando paulatinamente, la ira había sustituido al miedo, y mientras gritaba pequeñas gotitas de saliva habían salido despedidas de su boca en todas direcciones.
¿Tú me hablas de traición? ¡JA! ― Un tenso segundo en silencio ― Veo que no has entendido nada ― Continuo Samuel sin inmutarse. ― Fui yo el que hizo dieras conmigo. ― Sus palabras fueron un jarro de agua helada para Xian. ― Cuando descubrimos que estabas tras nuestra pista necesitábamos saber que habíais averiguado tú y Mayishima United sobre nosotros, y destruir cualquier información que tuvierais. No habíais descubierto mucho, pero ya me he deshecho de todo, y el único cabo suelto que queda eres tú. Además llevo siglos buscando a quien dio la orden de matar a Zevo y por fin te he encontrado.
La desolación invadió al director.
He pulsado la alarma silenciosa, los vigilantes de seguridad deben estar a punto de llegar, no podrás escapar. ― Una pequeña sonrisa jocosa atisbó en los labios de Xian, aunque apenas logro disimular su desesperación.
La desactive, nadie vendrá a socorrerte.
El rostro de Xian se tornó pálido como la tiza y pequeñas gotas de sudor frío brillantes como perlas surgieron en su frente.
¿Y para que esta falsa, para que mandarme este e-mail?
Tenia que asegurare de que nadie más estaba al tanto de algo de todo esto, si lo reenviabas o si llamabas a alguien después de leerlo para informar, tendría otro cabo que atar, pero no ha sido así. ― Mientras el miembro de la División Negra del ZN decía esto fue rodeando la mesa, y encañonó a Xian en la sien derecha.
Mi cadáver levantara sospechas, se abrirá una investigación.
No lo creo, ye he falsificado tus cuentas y redactado tu carta de suicidio, y además, nadie se apiadara de un hombre que ha asesinado a su familia.
Xian apenas tuvo tiempo de asimilar esto último, antes de darse cuenta sus ojos se habían vuelto vacuos y su sangre, entremezclada con materia gris, cubría la alfombra del despacho.

3 comentarios:

  1. El cuarto relato me ha parecido muy interesante, enhorabuena a su autor!

    ResponderEliminar
  2. Estoy de acuerdo, el segundo y el cuarto encabezan mi lista particular...

    ResponderEliminar
  3. Bostante buen nivel, a mi parecer almenos.
    Los tres primeros tienen una temática mas parecida, contiendas estelares con los Ascaryan con malos malisimo, mientras q el cuarto va en un contexto diferente tratando espionaje corporativo traiciones y asesinatos.
    He de decir, como critica constructiva q el 1 y el 3 aunq son buenos tienen un fallo común. El desenlace se produce de manera precipitada, lo q les quita la epica a las batallas finales (este error sera sin duda debido a tener q ajustarse el relato a un determinado tamaño)
    El segundo, es muy bueno, y te mantiene enganchado, y te deja con la intriga ¿q demosnios ha pasado?
    El 4, bueno q decir del 4...

    ResponderEliminar